07 octubre 2011

El buen manejo de pincel de los realistas Carlos Morago y Jorge Gallego

La Sala Parés (Barcelona) ha organizado dos exposiciones. En el espacio 1 se pueden encontrar obras de Carlos Morago (Madrid, 1954), y en el segundo espacio, de Jorge Gallego (Montellano, Sevilla, 1980). Ambos son artistas realistas que muestran minuciosidad y un buen manejo con el pincel. Morago muestra la belleza de la naturaleza, los edificios –exteriores e interiores– y Jorge Gallego no sólo quiere mostrar esa natura sino que hace una crítica sobre ella.

Morago es un pintor que tiene un trayecto muy sólido en España, Estados Unidos, Inglaterra y Alemania. En sus obras se puede apreciar la luz y las sombras. Trabaja “a partir de fragmentos de la realidad que le interesa por la luz que tienen y con espíritu de una cierta intimidad”, como ha explicado el director de la Sala Parés, Joan Anton Maragall. Pinta edificios y paisajes de distintos lugares de España, de la Costa Brava o de Barcelona, como ‘Panorámica’, que se trata de una excelente visión de la capital condal desde un balcón del MNAC (Museu Nacional d’Art de Catalunya). Además retoma los temas de interiores, como ‘Puerta abierta’ y ‘Contraluz’ en una habitación; los “Jardines de Santa Clotilde” enamoran al artista, que realiza diversos cuadros plasmando el verde de los árboles y arbustos, y los caminos por estos lugares que parecen inmensos. En su pintura no hay personajes humanos pero el espíritu humano está presente a través de la mirada del pintor que convierte la realidad fría en un tema casi poético.

El joven Jorge Gallego, considerado un valor emergente dentro de los artistas españoles de su generación, es la primera vez que expone en Barcelona. La muestra se trata de una serie de paisajes y espacios vacíos de Andalucía, que da un juego con la luz y las sombras muy bien encontrado. El tema principal es la intervención del hombre en la naturaleza. Acción humana que él describe, a menudo, como destructora. Y le da un valor que hace tiempo que se perdió. Hay un elemento crítico muy visible en el cuadro ‘Bienvenida al mundo’, donde aparece un bebé desnudo durmiendo sobre basura como si éste hubiera nacido en un mal momento o lugar inesperado. El abandono se refleja en la mayoría de pinturas. Se puede observar el mal estado de los edificios que aparecen en ‘Paisaje oculto’, ‘Retrato de tiempo’ y ‘Retrato de tiempo II’. Aunque Gallego, que tiene alguna influencia del gran artista Antonio López García –que impartió la Cátedra Francisco de Goya de Caja Ávila que estudió el joven, en 2009–, también quiere mostrar la otra cara de la moneda, la calma y la serenidad en ‘Paisaje ordenado’. Ambas exposiciones se pueden visitar hasta el 25 de octubre.


‘Panorámica’, de Carlos Morago

‘Bienvenida al mundo’, de Jorge Gallego

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

COMPARTIR

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites